sábado, octubre 30, 2010

Cuidado con el perfeccionismo


El perfeccionismo da una mala versión del cuidado. En vez de cuidar la realización de algo, el perfeccionismo nos dice tené cuidado, es un cuidado mal puesto, en vez de esmero genera una tensión inhibitoria. Se cuela la idea de que errar sería grave, de que hay que tener mucha cautela y no hacer cualquier cosa porque, si no, sale una chanchada y queda mal. La expresividad, en cambio, entiende que el enchastre es parte inevitable de la creación y que no hay que temerle. Cuidar, sí, luego, cuidar lo que va saliendo y darle forma, esmeradamente elaborar su forma con amor.

(De mi libro "Ganas de vivir", de pronta aparición en Sudamericana)

7 comentarios:

Santiago dijo...

Está muy bueno eso que escribiste, a mi me viene bien el consejo. Y, aunque capaz no te guste, en esa frase conseguiste como una traducción de una parabola del evangelio. Parece como una traducción de “la parábola de los talentos” o la de “las monedas de plata”.
saludos.

Ramiro dijo...

creo que el perfeccionismo tiene que ver con lo que hablas vos de moral miedosa. Es un miedo a errar que muchas veces lo disfrazamos de inteligencia, lo racionalizamos, pero en el fondo no es mas que miedo al ridiculo, a pifiarle, etc. El tema que hace esto dificil es que uno tiene limites materiales fisicos, o sea, nuestros limites son reales, lo que pasa es que para aprender algo hay que estar dispuestos a equivocarnos, eso pasa en cualquier ambito. Esta probado que para dominar cualquier actividad, se necesitan 10 mil horas de practica intensa. Esto esta escrito en varios libros, uno es "The Talent Code", tambien esta en el libro de Malcom Gladwell que no me acuerdo el nombre (no es Blink). Tambien se probo que talentos como Beethoven y otros estudiaron 10 mil horas antes de ser "genios". Esto esta explicado bien en el libro The Talent Code, es una cuestion quimica en el cerebro, mylan creo que se llama el quimico que se activa cuando estamos aprendiendo algo. saludos

perogruyo dijo...

Tal vez la palabra adecuada es "excelencia".

Eso si, necesita de un poquito de práctica.

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo. Yo soy un perfeccionista inhibidor, asi que lo digo por experiencia...
Además me causó gracia que tu nuevo libro se llame "Ganas de vivir", por que así se llama en español una película buenísima donde actúa Emma Thompson y que también tiene que ver con la exigencia. La recomiendo, sobre todo para los trabajadores de la salud. En inglés se llama Wit.
Saludos,
Martín.

Dexter dijo...

Ojo con los perfeccionistas, son transmisores de TOC.

Ricardo Armando dijo...

Lo perfecto es lo que sale puro del alma, lo perfecto es lo que sale tal cual del corazón.
Somos perfectamente imperfectos y tenemos que aprovecharlo para motivar nuestra originalidad (esa sí que es perfecta)

despistada2010 dijo...

Me hiciste acordar de un cuento de Cortazar, "Instrucciones para dar cuerda a un reloj"

Aca sería algo parecido, no poseeríamos el perfeccionismo , sino que este nos poseería a nosotros y por lo tanto nos quitaria libertad.

Voy a leer tu libro.

Related Posts with Thumbnails