martes, septiembre 21, 2010

¿Porque muchos fumadores intentan "complicar" a los que están dejando de fumar?


Me preguntan en Formspring:

¿Porque muchos fumadores intentan complicar a los que están dejando de fumar?

¡Tal cual! Creo que el habito de fumar tabaco es, pese a que parece cosa de personas cancheras, un rasgo de infantilidad. Y que los fumadores se ponen muy mal cuando se pone en cuestión su hábito. No olvidemos que están enganchados en una adicción pesada.

Una de las formas de defenderse es negar todo principio de realidad en cuanto a los derechos de los no fumadores. Se ponen en papel de víctimas siendo en realidad agresores.

Menos mal que la norma de no fumar en lugares públicos avanza, que es respetada en bares y restaurantes, en donde antes no se podía estar...

Creo que lo de joder a los que quieren dejar es una manera de probar que dejar es imposible. Buscan una unidad de grupo para reforzar la posición. Al tratar de que el otro fracase en su intento intentan generar la idea de que la superación es imposible. Cosa que siempre hace el neurótico con el que quiere vivir más plenamente.

¿Querés preguntarme algo?

19 comentarios:

Romina E. dijo...

Casi q no comparto. Creo que el que se siente saboteado es porque no está firme con la decision que tomó. Aún necesita pretextos para volver a saborear un cigarrillo. Voy por el 3er intento de dejarlo, y al momento es el más exitoso. Tb fue la primera vez q estuve segura de mi elección: volverme no fumadora. En ocasiones anteriores me paso q mi grupo no se cuidaba con el ciga adelante mio, q los dejaban en mi casa,etc. En esta ocasión me paso que nadie fumo cerca de mi entorno. De hecho, una amiga ayudada por mi firmeza termino dejandolo tb.
En definitiva, el q se sabotea es uno mismo, no el grupo.

TodosGarcas dijo...

En primer lugar no soy ningún agresor por fumar. De hecho, creo ser muy respetuoso de los no fumadores. Por otra parte, con el mismo criterio deberían condicionar a los que beben alcohol frente a un abstemio o un ex alcohólico o al que come papas fritas al lado de un hipertenso. Ahora resulta que a la marihuana la contemplamos mientras condenamos con desprecio al tabaco. La hipocresía es lo que sobra y eso, no se juzga. ¿No les alcanza con seguir persiguiendo a los fumadores mientras prohiben lugares para fumar? Lo digo ahora, que hace dos meses que no fumo y no siento que los que fuman atenten contra mí. Y eso de que "antes no se podía estar en bares" es ridículo o me vas a decir que ahora los bares están llenos de gente sana... Alejandro, la verdad que últimamente planteás absurdos.

Paula dijo...

¿Podrías decir lo mismo de los fumadores de marihuana o te parece que es otra cosa?

delivery post-crucifixión dijo...

Tal vez pueda analogarse (al menos en parte) con aquellos que intentan todo lo posible por mantener los espacios públicos limpios. Si tirás un papel, una botella de gaseosa al tacho de basura en lugar de hacerlo en la calle muchas veces (aquellos que no lo hacen) te miran raro, como tratando de decirte; "que tipo boludo...".

Creo que responde a una falta de educación basada en el respeto hacia el otro.

Si esto no se aprende en casa y luego no se refuerza en el Colegio susceden estas cosas.

Abrazo
R.P.

Laura dijo...

¿no te dá la sensación de que con la prohibición en lugares públicos hay mucho más humo de cigarrillo en la calle? es imposible escapar del humo en Buenos Aires.

despistada2010 dijo...

Tal cual.

Impedir que el otro logre lo que uno no puede.

Anónimo dijo...

Hay muchos fumadores que le ofrecen cigarrillos a los que saben que dejaron de fumar, vuelven al tema una y otra vez.. prenden los cigarrillos mirando al ex fumador. Aprovechan momentos de ebriedad o de vulnerabilidad para decirle ¿Estas seguro? Vos no sos así! ¿Que paso con el viejo juancito? a eso me refería yo con la pregunta.

No es como dice Romina La actitud del fumador que quiere "boicotear" no necesariamente tiene que estar relacionada con la seguridad del que esta dejando de fumar

La marihuana es libertad y de la manera adecuada (autocultivo, etc) puede no representar ningún peligro para la salud, nadie fuma 30 porros por día!!

Comparar el tabaco con la marihuana es como comparar el café con la cocaína, como ex fumador de tabaco y fumador casual de marihuana se diferenciar muy bien cuando una sustancia es adictiva y cuando no lo es.. ademas el tabaco no pega ;)

Suerte!

Luciano Menardo dijo...

Feliz cumple al MEJOR FILÓSOFO Y/O ESCRITOR contemporáneo!!! El domingo estuve de viaje sin Internet y no pude saludarte. Espero que la hayas pasado bien. Un abrazo.

Nelson dijo...

Soy fumador, jamás intenté complicar a nadie ni influir de ninguna manera, cuando dejé un par de años tampoco anduve vigilante con los que fumaban cerca.

Ana Maria P. Neve dijo...

Todos teneis razón!!!
Fumé 55 cigarrillos por día y dejé cuando me dijeron que tenía cáncer, aunque no lo ocasionó el cigarrillo. Creo que poder colocarme en ambos lugares y siento el que fuma no se da cuenta de nada, sólo que necesita fumar, no quiere cagar la vida de nadie. Realmente sea por lo que fuere es tan difícil obtener un hábito como abandonarlo. A pesar de abandonar al pucho y hacer terapia lamentablemente en mi caso sigo siendo neurótica. Lo que me parece es que a los médicos y profesionales que les com-pete el tema se les va la mano con lo de prohibir y creo que si bien la industria tabacalera sería un negocio, los que la enfrentan podrían haber encontrado otro?
Si no estamos seguros de nosotros mismos, nos podría llegar a molestar todo y sinceramente creo que hay temas que complican más la vida en general que el cigarrillo para darle la magnitud que se le otroga utlimamente. El fumador no es el responsable de casi todos los males que se le endilgan a la humanidad. Hay payasos que te enseñana a dejar de fumar y todo tipo de boludeces que a mi criterio ponen en jaque la seriedad del tema.
Con todo respeto.
AnaNeve...

Ana Maria P. Neve dijo...

Nadie es perfecto, ni puede todo.

manhattan transfer dijo...

Yo llegué a la conclusión de que fumaba para autodestruirme pero, a pesar de eso, me costaba dejar de fumar. En la autodestrucción y automutilación buscaba una excusa para no hacer, para no crear. Me autoboicoteaba.

Mis hijas comenzaron a mirarme feo cuando fumaba en casa. Dejé de fumar en casa y les mentí diciendo que no fumaba en ningún otro lugar.
Una noche, en una fiesta, mi hija menor me descubrió fumando. La expresión de su carita fue letal y definitoria. Apagué ese pucho y no fumé más.

Tal vez hoy mis mecanismos de autodestrucción pasen por otras actitudes que no advierto. Debo reconocer que estoy más feliz y pleno que durante los penosos años 2000-2004. Eso influye.

Es mi caso. No sé si sirve para otros.

Anónimo dijo...

¿Tal vez porque son malas personas y no quieren ver a otro liberado de la adicción que padecen?

Ana Maria P. Neve dijo...

Qué bueno que haya "buenas" personas que señalen y enjuicien a las "malas" sobre todo cuando lo hacen desde el anonimato.
AnaNeve...

Anónimo dijo...

Alejandro: "Adicción pesada", suena a heroína. Te parece, en serio? Qué queda para los pibes que se matan el día de la primavera como unos pelot... por chuparse? Eso si que preocupa, vos que también tenés chicos.- Además: el neurótico que sabotea al que quiere dejar de fumar, es como el gordo que le ofrece comida al que adelgaza. Esos son boludos de por sí, aunque tomen agua pura, no depende del cigarrillo que les dio vuelta la cabeza. Me extraña ... no me putees, por ahí, tengo un pco de razón.-

Jime dijo...

Creo que una persona adicta es una persona que convive con una enfermedad, y que mas que enjuiciamientos sobre sus actitudes, relacionadas a su adicción, lo que necesita es ayuda.

Prohibir que se fume en ciertos ámbitos hace más respirable y agradable el aire para el que no tiene ganas de respirarlo contaminado, pero no resuelve el problema.

La gente no deja de fumar por eso y en su lugar aparecen bandos, de no fumadores y de fumadores malos que quieren matarnos a todos de cáncer con su humo y adicción... eso es lo que a mí me parece infantil.

He observado este último tiempo que muchos proyectos de ley y luego leyes sancionadas no hacen foco en la solución de los problemas sino, en el conflicto satélite que generan.

perogruyo dijo...

Esto de colocar en el prójimo la responsabilidad de las propias decisiones de vida me parece, aparte de trucho, perjudicial para el yo. Tanto la elección de fumar como la de no fumar, ya que éste es el caso, es una decisión individual.

Dejando aclarado que tengo aún varias asignaturas pendientes conmigo mismo, si aprendí que, si bien vivimos en un mundo incierto, el hecho de decidir, nos instala en la certeza de la realidad. La acción mata a la angustia. Por lo tanto, si lo que queremos es dejar de fumar, dejemos(nos) de fumar.

Por otra parte, querer regular el comportamiento del otro a través del gobierno me parece excesivamente peligroso. Creo que constituye el huevo de la serpiente fascista, porque le dará la posibilidad al gobierno de restringirme la libertad en algún otro caso en el que no estaré de acuerdo. Prefiero los mecanismos de convivencia consensuados y voluntarios, esto es, los espontáneos y no dirigistas. Si quiero ser libre, no es cuestión de cambiar de collar sino de dejar de ser perro, esto es, dejar de darle la autoridad al otro. Ésta también es una decisión y como toda decisión, independientemente del resultado, se paga o se cobra, con autoestima.

Anónimo dijo...

El embole de la moderación de comentarios es que no se puede debatir "en vivo".. hay que esperar a que vengas y pongas enter.. ¿Repensaste liberar los comentarios?
¿O moderadores voluntarios varias horas al día?

Guga dijo...

Se trata de "complicar" no sólo al ex fumador. Creo que esa conducta es más fuerte todavía cuando alguien trata de bajar de peso. Cuando bajé 20 kilos, recibía de 10 a 15 "ataques" diarios. Desde ofrecerme comida estilo "bajo presión" o tratar de cambiarme la dieta a toda costa por cualquier otra que a alguien se le ocurriera hasta los consejos pseudomédicos de que me iba a hacer mal. Pasando por los de estilo maternal tipo "taaan flaco estás feo" o los que consideran la anorexia como el único problema de salud del mundo. La adversidad puede dar fuerzas para continuar con lo que uno quiere, pero quedé sorprendido ante el número y la irracionalidad de los "ataques"; Estoy convencido de que muchos de los atacantes incluso se sorprendían de lo que ellos mismos decían.
Otro caso similar se produce ante un embarazo. Siempre hay alguien que ante la noticia, comienza a hablar de muerte de bebés.
Estas reacciones tan humanas parecen relacionadas al físico. Cuando uno comenta que quiere comenzar un negocio o empresa, nadie le dice "te vas a tirar de un edificio como en la crisis del ’30". Corríjanme si me equivoco.

Related Posts with Thumbnails