martes, diciembre 02, 2008

¿Está bien encariñarse con las cosas?



Sigo respondiendo a las preguntas que me hicieron en este post. En este video hablo sobre la tendencia a tener especial predilección por algunos objetos, como un rasgo de la capacidad del sujeto de querer al mundo.

12 comentarios:

Max dijo...

Que notable, empecé a escuchar y pensé "pero el objeto vale porque uno le pone valor" y a eso ibas con la idea. Yo creo que se podría catalogar de neurosis la situación en que la persona le da a los objetos el valor como si ellos fueran las fuentes de valor, de energia. Eso genera mil cosas negativas, como la codicia o la envidia, ya que los objetos tienen valor en si, mientras que si los objetos tienen valor solo en cuanto son mios y yo los integro a mi vida, soy mucho menos proclive a desear lo que otros tienen.

Anónimo dijo...

Es simplemente un liviano divertimento que heredamos de nuestra primera infancia jugueteril...si no pasa a mayores, como cortarse algùn apèndice corporal ò deprimirse porque se nos rompiò ò perdiò ese jueguete (de grandes).

Anònimo Juan

dan dijo...

que notable explicacion! yo hubiese dicho "si me tocas mi mate te cabeseo la encia".
por eso siempre es un oasis visitar este blog..., siempre agradecido.
saludos

•María Laura• dijo...

Con respecto a la pregunta, para mi está bien y es sano poner algo de nuestra libido en los objetos, sino seriamos puro Narcisismo.
Como en todas las cosas lo bueno y lo malo es cuestion de grado. (ja salio versito!)

A mi por ejemplo, me cuesta regalar o tirar objetos viejos que me acompañaron durante muchos años, se siente como si dejara una partecita mia.
Aunque claro...cuando el lugar se acaba, hay que empezar a deshechar lo que no se usa.

MAXIMILIANO RIVERA dijo...

En mi caso particular me encariño mucho con las cosas, y más si uno las consiguió valiéndose por sus propios medios, pero lo cierto es que la vida es un cambio constante y que llega el momento en el que uno debe desprenderse de ciertas cosas de un importante valor afectivo porque sino se transforman en una especie de ancla que nos limita el vuelo. Además la otra vez leí por ahí que las cosas se deben hacer circular, que si uno se las pasa guardándolas es un síntoma de estancamiento personal. El flaco Spinetta lo dijo en una nota, que muchos discos que a él le encantaron hoy no están en su poder porque se los dio a sus amigos para que los escuchen, porque por el hecho de ser buenos discos, deben circular y hacerse conocer.

RL dijo...

creo que en teoria toda identificacion con un objeto es mala, solamenta la apreciacion de la belleza de un objeto es algo loable. Pero el necesitar tener algo para mi, con exclusion de otros, creo que es patologica. Porque de lo que se habla aca es de encarinarse, que no es mas que una manera de decir que esto es mio y no de los otros, que esto me pertenece a mi con exclusividad. Creo que eso es patologico desde el punto de vista puramente psicologico. Ahora, desde un punto de vista de organizacion de la sociedad y de como nos relacionamos, quizas habria que llamarlo "mal necesario", ya que es imposible en la practica el uso comun de la cosa sin el problema que se plantea desde el abuso de algunos de la cosa de todos (The Tragedy of the Commons). Buscar en internet "The Tragedy of the Commons" para entender lo que digo,
Saludos,
RL

Dexter dijo...

¿Existe alguna manera de tener cosas si no es porque nos enamoramos de ellas?. Yo creo que uno puede enamorarse de las cosas y amarlas. Yo por ejemplo amo a mi guitarra. Es roja con un degrade bordo que se concentra en el centro. La mantengo bien lustrada y en su estuche, lejos de todo hábitat nocivo que pueda provocarle algún daño. Amo ciertos aparatitos tecnológicos que tengo, lleno de lucecitas verdes y rojas, que zumban y ronronean, como un gato al ser acariciado, cuando los enciendo. La ropa también es un digno objeto amoroso. Estructura de tela que puede ser a veces una escultura, o un cuadro que te acaricia la piel.
Inmersos en una cultura donde lo único que se hace es producirlos, tener una actitud de indiferencia hacia ellos o culposa parece algo equivocado. Consumir también es un arte. Quien diga que no siente placer cuando adquiere algo valioso , hermoso y especial, me parece que miente. Que el entusiasmo por ello, quizás se evapore con facilidad, es otra cosa. Eso tiene que ver, quizás, con cierto problema de saber disfrutar. Hay que tener muchas cosas bonitas, valiosas y muy caras. Lo que cuesta pagarlas, hace que te rompas la cabeza para evolucionar económicamente.
Me retiro pues, a seguir estudiando el manual de instrucciones de mi nueva licuadora. Me retiro pues, a seguir estudiando el manual de instrucciones de mi nueva licuadora.
Genero literario que todavía no ha sido comprendido en su verdadera magnitud.

Anónimo dijo...

Yo hace algun tiempo decidí desprenderme de la mayor cantidad de objetos posibles. Bajo el lema "ante la duda, se tira" pensaba en mi departamento como si se tratara de una balanza que a medida que me iba desprendiendo de las cosas marcaba menos peso. He donado kilos y kilos y kilos de cosas que ocupaban lugar, estaban guardadas, fuera de circulación esperando la oportunidad de ser necesitadas algún día... tal día nunca llegó. Luego de la primera etapa de desprendiemiento, cuando la cosa se iba poniendo más dificil, el nuevo lema fue: "ruthless!" (sin piedad) La sensación de abrir el placard y tener espacio libre es maravillosa, la sensación de tener solo lo que necesito para vivir y nada más es liberadora. A mis 47 años estoy como si hubiese llegado al mundo hace unos meses y se siente divino!

Anónimo dijo...

Tus cosas no son tu cosas, son cosas y cosos de la vida.

RL dijo...

sigo colgado con este tema, me parece que no se "quiere al mundo", me parece que se quieren a las personas. El mundo en si me parece que es el habitat de uno mas bien, y no tenemos una relacion de "amor", es como un animal, el pez en la pecera no quiere a la pecera, el perro en la cucha no esta enamorado de la cucha, no se me parece. En fin, en mi experiencia no tengo una emocion de "querer al mundo", calculo que vos lo decis como una forma de decir de estar entusiasmado, de estar con pilas, tipo una metafora?
en fin, buen post!!!
Gracias por el lugar para compartir opiniones.

Javier dijo...

Si, me encariño con las cosas, las cuido. Algunos los elegí, otros me los regalaron.Los objetos forman parte de mi vida, pero cada tanto los reevaluo. Objetos que me sigen gustando o dejan de gustar,Objetos que empiezan a gustarme. Inclusive veo como puedo actualizar lo que tengo. Seguro, que lo que puede gustarme, a otra persona no.Creo que son elecciones propias. Muchos costo adquirirlos y mantenerlos. Son logros personales.
Saludos.

Anónimo dijo...

Mi mama vive desde hace más de 50 años en un departamento de 46 metros cuadrados que está lleno de cosas, enfermizamente lleno y cuando digo lleno es lleno, no podés dar más de 2 pasos seguidos sin chocarte con algo o tener que saltar algo. Lleno hasta el techo. La superficie transitable en total debe ser de unos 5 metros cuadrados. No exagero. Nunca mejoró ni se mantuvo igual, solo empeoró. Si la conocés parece una mujer normal. Pero su casa es así. Demás está decir que nadie entra a su casa, sólo cosas. Cariño no es.

Related Posts with Thumbnails