jueves, octubre 02, 2008

Qué es un gimnasio


Vamo, vamo, vamo...

3 comentarios:

Dexter dijo...

¡MUY BUENO!

Emulatorio de bellezas ajenas o imaginarias.

Correccional de abdómenes desquiciados.

Que fuerza tienen estas 2 frases. Son conceptos muy sólidos , casi atornillados con tarugos Fischer.

Me imagino la futura ola de comentarios adversos que sobrevendrán a consecuencia. El gimnasio es el nuevo templo y cuando se objeta la religión, las paredes tiemblan.

Creo que el punto a entender es desviar un poco la atención de la manía narcisista o de la aceptación tacita a reglas de formas físicas totalitarias, que construye un mito, a saber: La falsa creencia de obtener una sexualidad activa a fuerza de un cuerpo hermoso.

No hay duda de que los cuerpos hermosos son subyugantes, pero también es cierto que un cuerpo no basta, siempre hace falta alguien dentro de él. Hay cierta lógica de desesperado en quien cree que lo único que importa es la apariencia física. Tal vez, de existir en la edad media, esta gente se habría dedicado a la alquimia, pues la transformación de cualquier metal en oro, es parecido a transformar un cuerpo en un poderoso imán atrayente.

De todos modos no se debe descartar el placer de la actividad física. Siempre y cuando sea un placer y no un maldito mandato.

Lo bueno de pensar es descubrir esos mandatos y evitar que nos tome como prisioneros.

Encontrar la guía interior y hacer lo que realmente debemos hacer para vivir bien, es el objetivo básico de la inteligencia. Muy bueno tu aporte y cuanta elegancia semántica en tu manera de definirlo. Si te hacías una tomografía del cerebro, mientras escribías esto, el resultado seguramente habría sido intensamente colorido.

Diogenes dijo...

Es evidente que no te gusta la actividad fisica. No esta bien, ni mal, simplemente es....
Yo creo que tambien podria escribir un articulo "explicando" porque el helado de frutilla es mas rico que el de chocolate. Pero, que sentido tiene "limitar" desde la "razon" algo que es emocional o irracional. Cual es el sentido de explicarlo. Es como la pelotudez de muchas religiones, querer explicar a traves de la razon algo irrazonable. Tendrian que decir, "creemos que Dios hizo el mundo porque nos parece una idea linda, tranquilizadora y copada" Ahora el error es querer justificarlo a traves de la razon. Con esto pasa lo mismo. Podria uno decir, que en la Grecia Antigua no podrias ingresar a la Fac de Platon sin antes entrenar en el gymnos. Porque ellos no tenian la idea boluda del cuerpo en desmerito de la inteligencia; eso vino despues...
Igual tu explicacion me parece original.

Dedico 45 min a entrenar con pesas en casa y escucha mi musica, y los domingos salgo a correr, escuchando piazzolla o bach, y me encanta correr si cae una lluvia tenue.... sino tambien...

A los que nos gusta correr, puede ser una actividad, hasta metafisica te diria. Gracias a Dios, el paradigma mecanicista no me ha hecho creer que el pensar tiene q ver con mi cerebro unicamente, ni el correr con mis musculos.

Simplemente uno puede defender un punto u el otro, pero "debemos" hacer lo que uno quiere..., no ?
Al que madruga Dios lo ayuda o por mucha madrugar no amanece mas temprano.
Somos concientes de lo limitado de la razon a la hora de explciar un deseo ? No seria mas interesante vivirlo y explicarlo en todo caso, con humildad, simplemente me tiro pedos, porque me gusta, ademas no jodo a nadie....
Luego uno podria preguntarse con su terapeuta o con uno mismo, ¿que mania la de tirarse pedos?, pero eso no implica que uno deje de tirarselos....

Alejandro Rozitchner dijo...

A mi me gustan los gimnasios, y fui durante muchas temporadas. Y volveré a ir. Lamento que se haya entendido como una crítica, lo que no es. Es un texto gracioso, a mi gusto, que incluso parodia la mirada del que no va al gimnasio. De todas formas, mucho de lo dicho es cierto, también...

Related Posts with Thumbnails