jueves, marzo 19, 2009

Dos reflexiones sobre "Muchacha", de Almendra


Ayer me entrevistaron sobre este tema para una serie de programas de tele sobre canciones que está haciendo Emilio del Güercio y su equipo. Antes de ir tomé estas notas:

Es la canción de un héroe de la sensibilidad, en medio de la tristeza de ese Buenos Aires de fin de los 60 una voz de increíble poder. La fuerza del artista contrasta con la delicadeza del tema. Un romance de niños que dejan de serlo. Todo el primer disco de Almendra es el disco de nenes crecidos y tristes pero poderosos. Me da impresión pensar en esa creación, de tanta calidad, salida casi de la nada, nueva, virgen.

El tema tiene un erotismo de cuento infantil, como de mariposa, en el que un varón se abre paso hacia otra naufraga de la infancia que se hace mujer. Es conmovedora la canción y la época, pensando en que se cocinaban caldos espesos en la política y había gente que estaba inventándose una vida que transformaba en serio a la sociedad. El rock es anti político, y este tema está en la base de una nueva vida que avanza reconociendo la tristeza, en vez de plantearla en términos sociales para sacársela de encima.

Me da orgullo que esta obra de arte haya sido hecha en mi ciudad.

En el video, Luis Alberto, Emilio, Rodolfo, Edelmiro y otros hablan de la canción.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Impresionante el tema!!

Creo que el movimiento del "rock-progresivo" a partir de los años 60 abrió una nueva dimensión en la cual muchos de nosotros (no todos) pudimos incursionar.

En lo personal, creo que Luis Alberto Spinetta fue un genio precoz donde su talento se expresó especialmente en la época de fines de los 60 y mediados de los 70 (rescato a Almendra, Pescado e Invisible), para luego y menguando y seguir dando pinceladas de arte aunque no tan frecuentes como en época que mencioné.

No puedo separar la filosofía del rock, aunque tampoco me "quedé" en los 70..., rescato grupos de los 2000. Por supuesto que es otra época, pero el rock-progre (destaco lo de progre ya que tambiién hay mucha porquería dando vuelta) sigue inspirando mi alma (y la de mucha gente)

Me gustaría saber qué pensas vos al respecto Alejandro, quiero decir; ¿rescatás grupos actuales que de alguna manera siguen siendo los herederos de ese "discurso", de esa "dimensión" y de esa "magia"?

Muy bueno el reportaje y la nota.

Qué épocas...!, aunque el desafío continúa.

Un abrazo

R.P.

Ricardo dijo...

Totalmente! Es un tema conmovedor, de increíble sensibilidad y talento. Creo que los padres en algún momento de sus vidas deben sentarse y explicar a sus hijos lo que significó ese tema. Tanto para un hombre como para una mujer. La mirada sensible de un hombre en un momento de miradas duras. La mirada amorosa de un hombre en un momento donde la mirada era más sexual, al complicidad, la creatividad, el reconocimiento de la propia sensibilidad masculina... era el inicio de toda una forma de mirar la vida que te diría, proporcionalmente no siguió madurando de la misma manera con posterioridad...
Es un ícono de la música argentina, y te diría, de la masculinidad en serio. Del hombre y no del macho...

Esto me hace pensar que algún día podríamos empezar a hacer talleres sobre nosotros y entre nosotros, los hombres... Tal como lo hacen las mujeres desde hace algunas décadas... creo Ale que vos sabés bien de esto porque lo habrás escuchado de tu esposa.

Un taller donde hablemos de nosotros mismos. Te animás a empezar el primero? Yo te acompaño.

Ramiro dijo...

Muchacha nunca me gusto a mi personalmente. Obviamente es un himno para mucha gente, pero lo de "pechos de miel" no es una metafora que me haya impactado mucho. "Pequenios pies"? cuanto calzaba, 35? seria como esas chinas que se ponen esos zuecos para que no le crezcan los pies? no se, no me llegaba. Debe ser que soy medio marmota, Saludos,
Ramiro

Martin dijo...

Dos palabras: im presionante

Sine Metu dijo...

Off topic, negro:

"Freedom is not something that anybody can be given. Freedom is something people take, and people are as free as they want to be." ~ James Baldwin

PECHITO ARGENTINO dijo...

La verdad que no tengo mucho que decir.
Toda la obra de Spinetta acompañó mi adolescencia.
Tengo 43 años y escuché por primera vez Muchacha cuando ya era un himno.
Su fuerza poética es conmovedora, arrolladora.
La escuché tantas veces que en un momento perdió su significación. La cotideanidad la había convertido en una canción más.
Años después de dejar de escucharla me sorprendió una noche en un bar. y la recobré para mí, y fue como oirla por primera vez.
Spinetta: Gracias, muchas gracias ¿qué otra cosa?.

Ana dijo...

Amo y sigo al flaco desde los 14 años, a lo largo de mi vida casi no encontré gente que compartiera mi gusto, hasta hace unos pocos años que un amigo de mi hijo ( de veintipico ) era fanático y no podia creer que yo tuviera todos los cd y me supiera las canciones de memoria, para mi también fue raro que alguien de una generación totalmente distinta tuviera fanatismo por Spinetta.
Para mi siempre fue lo mas.

Li Po dijo...

Sisi es maravilloso ese que hizo el flaco de hacer temas tan maravillosos populares. Es como cuando Charly con Seru lleno la cancha de river haciendo rock progresivo.
Me encanta la cancion y su poesia es infinita, abismal.

Anónimo dijo...

No te preocupes Ana, a mí pasó lo mismo. Ir a los recitales del "flaco" en aquella época era para mí un acto decididamente "subversivo". Era un ambiente que desconocía (te hablo de los 70) y me fascinaba (aunque con cierta precaución).

Y lo sigo siempre (hay cosas que me gustan más y otras no tanto; pero su magia sigue siendo inigualable)

Con respecto a la marginalidad, creo que es normal. El "montón" siempre preferirá lo fácil, lo que no necesita esfuerzo (para escuchar).

En aquella época eras medio "rarito" o un "hippie perdido" si lo escuchabas. Había un programa por radio Antártida (se llamaba "alternativa") que duraba desde las 23 (creo) hasta las 3 de la mañana. Ahí podías escuchar canciones del flaco (y de muchos "raritos" más) al igual que de Pink Floyd, Génesis, F.Zappa, etc).

En fín, las de discusiones que tuve con mis conocidos sobre gustos musicales...

Ok, ojalá pasen más temas y reportajes como estos.

Saludos

R.P.

Anónimo dijo...

Lo ùnico bueno -de alto nivel me refiero- de Spinetta.
Ese dìa, las musas estaban con èl...nunca màs.
El resto, oficio sin semejante vuelo.
De allì la diferencia galàctica con genios (que gratuito uso del calificativo para cualquier mediocre) verdaderos como McCartney-Lennon que componìan a ese nivel y mucho màs alto, cada semana.

Cordial saludo,

Anònimo Juan

Anónimo dijo...

Juán: me parece que no escuchaste mucho las obras del flaco Spinetta..., o posiblemente no las entiendas (como yo no entiendo la ópera).

Los Beatles (grandiosos) fueron un "comienzo" que después se fue recreando y desplegando en otros grupos con otras influencias..., esa es la historia del rock-progresivo.

Me animo a decir una cosa: al que sólo le gustan los Beatles, no le gustan en realidad Los Beatles.

Spinetta, al igual que otros pocos en la Argentina, siguió en gran parte ese legando,por eso es un grossso!!

"Aunque me fuercen yo nunca voy a decir, que todo el tiempo por pasado fue mejor..., mañana es mejor".

Buen finde a todos!

R.P.

Related Posts with Thumbnails