domingo, enero 10, 2010

Como se le explica al jóven argentino promedio, que uno, por aborrecer la chantada del ladriprogesismo nacional no es un fucking facho socio de Videla

Como se le explica al jóven argentino promedio, que uno, por aborrecer la chantada del ladriprogesismo nacional no es un fucking facho socio de Videla? A proposito del tema -que bien lo considero de vabguardia sociológica- a quién me recomendás para

Me voy a quedar con ganas de saber a quién recomendarte para... Si es "para", te recomiendo a Tom Peters, el libro "El proyecto 50". O tal vez querías un psicoterapeuta. O si no: Nietzsche, para cualquier cosa.

Lo otro: se lo trata de hacer más capaz en la observación de la vida, menos ignorante, menos moralista, más capaz de percibir matices y realidades.

Las personas que encajan en la prédica absurda de la izquierda o el progresismo K, que considera derecha a todo lo que supone un problema o una diferencia para su credo simplista, son personas que necesitan tratamiento, mucho amor, crecer, zafar de un miedo que los paraliza. El hipermoralismo, o sea, la persecución de los demás con el pretexto de los valores o la justicia, es una enfermedad mental.

Ask me anything

5 comentarios:

Pato dijo...

EXCELENTE.

Pato dijo...

EXCELENTE.

Dexter dijo...

Yo percibo en el joven promedio, bastante mala educación en todo lo referente a educación civica.
Repite sin entender mucho, ciertos paradigmas anárquicos, mitad che guevara, mitad barra brava.
Podríamos definirla como la filosofia del "chabón", que ya no es cuestión de hombres, sino también de mujeres. Las chicas "chabonizadas", utilizan el mismo dialecto, se paran de la misma forma y comparten esa actitud nihilista sponsoreada por tetrabreak.
Creo que desprecian el concepto de autoridad, porque la relacionan con un sistema de opresión. Esa opresión no tiene el sabor revolucionario izquierdista, sino mas bien, cierto tufillo a lenguaje de preso, de inadaptación e idealización del exabrupto.
El joven promedio tolera la autoridad, no la entiende.
No es su culpa. De joven yo tambien debí lidiar con problemas similares, pero creo que a falta de criterio propio, usaba uno ortopédico, compuesto de mi enseñanaza familiar, mi educación y una secreta fé, en que las cosas no podían ser tan malas.
Mi época fue mucho mas represiva . Quizas todo pase porque que soy un animal adaptado a ella.
No obstante, tendríamos que definir mejor el concepto de autoridad. En el fondo, es una cualidad valiosa. No poseerla de adulto, puede facilmente convertirte en un inféliz.

Sebastian Lopez dijo...

En realidad hay que explicarle que esto viene de antes, mostrarle un libro de historia, el kirchnerismo hizo florecer las divisiones intolerantes y esos extremos ideologicos tipicos de los 70', que en el fondo ambos conducen a malos caminos por izquierda y por derecha.
Hay que explicarle que la gente que piensa asi, forma parte del pasado.

Anónimo dijo...

En tematika.com y en la Boutique del libro aparece en sus páginas de internet "El proyecto 50" a $8. Y otros libros de Tome Peters, también.
Saludos,
Martín.

Related Posts with Thumbnails